DUNEDIN & OTAGO PENINSULA, S. Island

Dunedin tiene una de las universidades mas prestigiosas del pais, lo que convierte a esta ciudad en la referencia a nivel de estudios y de algunas artes asociadas a la gente joven, como grupos musicales o diferentes creaciones artísticas.

A nivel turístico solo destacan un par de edificios como la estación de tren que es muy bonita y el octágono, una plaza en la que se concentran museos, bares, cines y gran parte de la gente de la ciudad.

Si algo nos gusto y mucho de Dunedin, fue el Otago Museum un sencillo museo pero tremendamente interesante con tres zonas principales bien diferenciadas, por un lado naturaleza en la que mostraban animales rocas y plantas originarios de NZ, otra en la que se centraba en la cultura de las islas del pacifico Sur y que tenia muestras de grabados, armas, ropas, tatuajes y demás elementos de cada una de estos países y por ultimo una exposición dedicada a la cultura Maorí y que contaba su evolución en la isla desde su llegada del Pacifico y de como se habían ido transformando a lo largo de los años. Brillante y muy recomendable.

Salimos de allí para visitar la península de Otago, que empieza junto al centro de la ciudad y es prácticamente una isla unida a la ciudad por un pequeño trozo de tierra. La carretera que te lleva es espectacular, muy estrecha y pegada al agua, nos coincide marea alta con lo que el efecto es aun mayor, no es que de la sensación, es que realmente las pequeñas olas saltan sobre la carretera y cada vez que se cruzan dos coches cruzas los dedos para que una de tus ruedas no quede en el aire sobre el mar.

Al final de la península hay dos visitas posibles junto a el faro, el Royal Albatros Colón y Penguin Beach. No hacemos ninguno de los dos, el de los Albatros por que ya los hemos visto en otras zonas y el de los pingüinos porque es por la mañana y la hora recomendada es el atardecer.

Lo que si hacemos es estar muchisimo tiempo al borde de los acantilados asomados disfrutando del espectáculo que nos dan los Parekareka o Shags y su defensa de las gaviotas. En una esquina tenemos a estos bonitos pájaros acuáticos que intentan como pueden los machos ir trayendo ramas para construir el nido y comida para alimentar a sus familias y las hembras proteger a sus polluelos, y en la otra esquina tenemos a las demoniacas gaviotas que intentar robar los huevos de los lindos pajaritos, ¿ se me ha notado de que lado estoy ?

Las palomas tienen una merecida mala fama , pero en este viaje los cuervos y las gaviotas han conseguido merecidamente su puesto en el pódium de los pájaros mas odiados.

Los 64 kilometros de vuelta los hacemos por una carretera que cruza la península por el interior ente montañas y que pasa cerca del castillo Larnach, que tampoco visitamos ya que hemos visto castillos mejores y de verdad, no como este que un ricachón construyo para impresionar a su futura esposa europea y no gusto ni siquiera a esta. Tras un largo trecho de camino con bonitas vistas de ambos lados del mar.

Salimos dirección Norte cruzando de nuevo Dunedin, lo que nos da una buena oportunidad de despedirnos intentando subir por la calle urbana mas inclinada del mundo, menudo marrón si se te olvida algo en la compra…….

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s